La marisma salinera, yacimiento de empleo y naturaleza

ENTREVISTA: JUAN MARTÍN BERMÚDEZ, PRESIDENTE DE ‘SALARTE’

Inmerso en el proyecto de recuperación de la salina de La Covacha, Juan Martín Bermúdez preside la Asociación Salarte, que trata de demostrar la viabilidad ambiental y económica de una explotación salinera tradicional.

-¿Qué es Salarte?

-Es una entidad de custodia del territorio sin ánimo de lucro que tiene por objeto la puesta en valor la marisma salinera y trabaja para demostrar la viabilidad social, económica y ambiental de la gestión integral de las salinas artesanales.

-¿Porqué es tan importante recuperar una antigua salina como La Covacha?

-La Covacha, en plena Isla del Trocadero, tiene una enorme importancia histórica; si no se mantiene regulando los niveles de agua desaparecería la colonia de espátulas que nidifica en ella. Por último, su gestión integrada genera riqueza y empleo, potencia la biodiversidad y fomenta la educación ambiental. Por eso asumimos este reto.

-¿Qué obstáculos tienen que superar para gestionar esta antigua salina?

-El rechazo de los mariscadores ilegales que vienen explotando esta zona de reserva desde hace décadas y la falta de recursos económicos para arrancar el proyecto.

-¿Y cómo piensan hacerlo?

-Informando a los mariscadores a través de reuniones. Trabajamos en su beneficio porque promovemos la explotación sostenible de nuevas salinas y esteros, queremos crear una marca y fomentamos el trabajo cooperativo de la marisma salinera.

-Salarte es un proyecto abierto al público…

-En efecto. Quien desee conocer el apasionante mundo de la marisma salinera y colaborar con este ilusionante proyecto puede acceder a www.salarte.org para colaborar como voluntario, hacerse socio o realizar visitas guiadas. Creo que es una oportunidad única para todas aquellas personas con sensibilidad hacia todo lo que entraña la gestión de este territorio. La Covacha es una reserva natural que está en la Isla del Trocadero, a la que llegamos en una embarcación a motor o en piragua para hacer observación de aves, conocer la historia de la salina, hacer una cata o degustar productos de la tierra.. Tenemos la suerte de contar con unos compañeros de viaje que con su arte y compromiso nos acompañan desde el principio en esta aventura; Angel León, el Chef del Mar, la cantante Clara Montes o el escultor Javier Ayarza forman parte de este sueño que ahora ya vemos como una realidad tangible, porque creemos que entre todos lo conseguiremos.

Lee el reportaje aquí

Share Button
>> Compartir en MenéameMenea este post en Meneame.net

Author: RICARDO GAMAZA

Periodista ambiental desde hace dos décadas en prensa, radio, televisión y blogs. Productor y director audiovisual independiente, escritor y guionista. Escribo periódicamente sobre ecología para Diario Público, Huffington Post, Consumerismo, El Correo de Andalucía, Magacink y Quercus.

Share This Post On
468 ad

1 Comment

  1. You could definitely see your skills in the paintings you write. The sector hopes for more passionate writers such as you who are not afraid to say how they believe. At all times go after your heart. “Every man serves a useful purpose A miser, for exa…

    Post a Reply

Trackbacks/Pingbacks

  1. El engaño de la sal yodada | El Agua de Mar - […] Es precisamente eso lo que hace de la sal artesanal un producto de reconocida calidad, como sucede en Francia,…
  2. EL ENGAÑO DE LA SAL YODADA - R-evolución - […] Es precisamente eso lo que hace de la sal artesanal un producto de reconocida calidad, como sucede en Francia,…

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: