Un estudio confirma que las redes de pesca pueden contener sustancias tóxicas para el erizo de mar

El grupo de ecotoxicología de la Universidad de Vigo ha llevado a cabo una caracterización ecotoxicológica a partir de muestras micronizadas, facilitadas por AIMPLAS, Instituto Tecnológico del Plástico, de los residuos marinos de la categoría “plástico” dentro del proyecto RepescaPlas, “Valorización material de residuos plásticos recuperados del mar: caracterización, aplicaciones y desarrollo de producto”. Los resultados obtenidos muestran que para el erizo de mar (Paracentrotus lividus) la red de pesca resulta ser muy tóxica, mostrando unidades de toxicidad superior a 2. Sin embargo, para los otros organismos incluidos en el estudio, la microalga verde (Isochrysis galbana) y copépodo (Acartia clausi), ningún material resultó ser tóxico tanto para la supervivencia como para el crecimiento de estas especies. El material micronizado que se ha utilizado en la realización estos bioensayos han sido la nasa de pulpo, el embalaje industrial y la red de pesca.

Estos resultados son consecuencia de un trabajo previo de retirada y caracterización de estos objetos residuales marinos. La retirada de los residuos se ha llevado a cabo gracias a la participación de los pescadores de arrastre y artes menores pertenecientes a la Cofradía de Gandía y de los pescadores de buques de arrastre que descargan en los puertos de Marín y Vigo, formados previamente por técnicos de la Fundación Global Nature y de la Asociación Vertidos Cero. Posteriormente, los residuos fueron pesados, etiquetados, depositados y almacenados en los correspondientes contenedores en las zonas habilitadas de los puertos colaboradores. Además, se contabilizaron y se clasificaron según su tipología, seleccionando sólo objetos de la categoría plástico que son los que formaban parte de los objetivos del proyecto.

Para llegar a conclusiones más acotadas, las próximas líneas de investigación irán enfocadas a la comparación de materiales compuestos por estos mismos polímeros, pero con diferentes tipos de aditivos donde poder observar si existe toxicidad bien del polímero o del aditivo empleado.

El proyecto RepescaPlas “Valorización material de residuos plásticos recuperados del mar: caracterización, aplicaciones y desarrollo de producto”, se desarrolla con la colaboración de la Fundación Biodiversidad, del Ministerio para la Transición Ecológica, a través del Programa pleamar, cofinanciado por el FEMP. El proyecto está coordinado por AIMPLAS y cuenta con la participación de Fundación Global Nature, Asociación Vertidos Cero, Universidad de Vigo y la Cofradía de Pescadores de Gandía.

Fuente: Asociación Vertido Cero

Share Button
>> Compartir en MenéameMenea este post en Meneame.net

Author: RICARDO GAMAZA

Periodista ambiental desde hace dos décadas en prensa, radio, televisión y blogs. Productor y director audiovisual independiente, escritor y guionista. Escribo periódicamente sobre ecología para Diario Público, Huffington Post, Consumerismo, El Correo de Andalucía, Magacink y Quercus.

Share This Post On
468 ad

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: